spot_img
20.5 C
Morelia
martes, mayo 28, 2024

Obispos del país advierten que eliminación del amparo hará más vulnerable a población ante abusos del estado

En medio de un escenario marcado por corrupción e impunidad en México, la CEM advierte que debilitar ese instrumento jurídico atentaría contra derechos fundamentales

La Conferencia del Episcopado Mexicano ha externado su preocupación por la eliminación del juicio de amparo, en medio de un escenario marcado por la corrupción y la impunidad. Los obispos advierten que debilitar ese instrumento jurídico atentaría contra los derechos fundamentales de la ciudadanía.

Este órgano que agrupa a todos los obispos de las diócesis del país se pronunció respecto a la confusión en la comprensión o eliminación de la ley de juicio de amparo, pues éste, el amparo, constituye una herramienta esencial para la defensa de los ciudadanos ante arbitrariedades e injusticias de parte del Estado, advierten, en un contexto marcado por la corrupción y la impunidad en el país. De modo que debilitar este instrumento jurídico atentaría contra los derechos fundamentales de la ciudadanía en este escenario, alertan los jefes pastorales.

Por lo que hacen un llamado a una profunda conversión de los corazones y optar por un cambio radical pasando de una cultura de muerte a una cultura propia de la civilización del amor, pues de tener lugar esta anulación del amparo haría más vulnerable a toda la sociedad y la ciudadanía, acusan y advierten en misiva pública emitida en las últimas horas en su sitio oficial, firmada por Monseñor Rogelio Cabrera López,  Arzobispo de Monterrey y quien es presidente de la CEM, así como por Monseñor Ramón Castro Castro, obispo de Cuernavaca y secretario general de la misma.

También esta carta de los obispos hace un llamado urgente a la paz ante la intensificación de la violencia “y la oscuridad que amenaza nuestro caminar, reiteramos con mayor fuerza nuestro compromiso de trabajar incansablemente por la construcción de una sociedad más justa, fraterna y pacífica”.

“En medio de la adversidad estamos llamados a ser testigos de esperanza e intensificar nuestros esfuerzos de diálogo compasión y reconciliación”,  se comprometen los jerarcas católicos, quienes no ignoran la preocupante realidad que enfrenta la sociedad también ante la implementación de una cultura de muerte y violencia, a través de la narcocultura que se difunde también ya hasta en las redes sociales “con imágenes violentas, cultos distorsionados como la Santa Muerte y amedrentamientos digitales, usan propagación de contenido dañino que está distorsionando los valores fundamentales que nos han caracterizado como nación” y erosionan el tejido social, han condenado, y por ello “como Iglesia denunciamos enérgicamente esta glorificación de la violencia”, y hacen un llamado a todos los sectores de la sociedad para que se unan en un rechazo total a estas prácticas destructivas.

Encomiendan al país a la Virgen de Guadalupe, Madre y Reina de México, para que nos cobije con su manto de amor y nos guíe por el camino de la paz y la justicia., terminando con este llamado: “amar a México hoy es orar más, participar votando y construir la paz”.

Noticias Recientes
spot_img
Noticias Relacionadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí