spot_img
20.5 C
Morelia
martes, mayo 28, 2024

LA VIOLENCIA Y EL TURISMO EN MÉXICO

En varias ocasiones hemos escuchado que los gobiernos de varios estados de la República Mexicana, varios secretarios de turismo han solicitado la reconsideración e incluso la eliminación de las famosas alertas de vieje que emite el gobierno de Estados Unidos a ciertas regiones de México por la peligrosidad que representa para sus ciudadanos. La semana pasada el gobierno de Estados Unidos justifico a plenitud las emisiones que hacen periódicamente.

Lamentablemente México fue noticia mundial, periódicos como el New York Times, la BBC, y cientos de medios de comunicación dieron a conocer que los hermanos australianos Callum y Jake Robinson y el estadounidense Jack Carter Road se encontraban en un viaje para acampar y surfear en la península de Baja California; sin embargo, un grupo de ladrones les habrían quitado la vida luego de que intentaran robarles su camioneta.

Fue el pasado viernes que las autoridades de Baja California confirmaron el hallazgo de tres cuerpos en un acantilado en el poblado de Santo Tomás, donde rescatistas y bomberos, así como elementos de la Fiscalía General de del Estado (FGE), realizaron maniobras para extraer los cuerpos.

Según la fiscal general estatal, María Elena Andrade Ramírez: los ladrones habrían desecho de los cuerpos, arrojándolos dentro de un pozo cerca de la costa, el cual también contenía los restos de una cuarta persona que llevaba mucho más tiempo en ese lugar.

Llevamos al menos 5 años volteando hacia otro lado, pensando que las cosas están bien, que cada vez vienen más turistas a México, que los turistas no corren peligro, pero la realidad es que México es un destino muy peligros para turistas y para residentes.

El periódico New York Times reporta que para para muchos mexicanos la rápida respuesta de las autoridades para localizar a los hermanos Robinson y al estadounidense Jack Carter Road y hacer detenciones parecía una excepción en un país donde decenas de miles de casos de personas desaparecidas llevan años sin resolverse.

En marzo, el gobierno dijo que en México hay unas 100,000 personas desaparecidas, aunque Naciones Unidas afirma que podría tratarse de un subconteo. “Es muy difícil, salvo casos mediáticos como el que acaba de ocurrir, que las autoridades detonen de manera inmediata la búsqueda”, afirma Adriana Jaén, socióloga radicada en Ensenada que ofrece apoyo jurídico, emocional y logístico a quienes buscan a sus seres queridos desaparecidos.

Las autoridades federales y estatales de México suelen afirmar que los niveles de violencia han descendido, aunque los datos oficiales los contradigan. Las propias autoridades locales se han visto implicadas en desapariciones: en Baja California, agentes de la policía municipal de Ensenada fueron acusados recientemente por la desaparición de un hombre. Por eso llama la atención cuando un caso parece recibir una atención especial. Estados Unidos presionó

“El mensaje que leemos desde quienes trabajamos estos temas es que hay vidas que importan”, añadió Jaén, “y hay otras que no importan”.

Hay más de 17,300 investigaciones de desapariciones activas en el estado de Baja California, según datos gubernamentales proporcionados a Elementa DDHH, un grupo de derechos humanos que ha estudiado las desapariciones en ese estado.

Efectivamente, como dice Obrador, en México no hay más violencia hay más homicidios, se confirma lamentablemente ya que semana pasada murieron 2 australianos y 1 norteamericano que no debieron morir en un viaje a México.

Por el bien de todos, es necesario un cambio de política de seguridad, no podemos seguir creyendo que no pasa nada en un país que vive en gran medida del turismo.

Noticias Recientes
spot_img
Noticias Relacionadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí